+
Lentes de Sol Redondos $129 mxn
Comprar
+
Lentes de Sol Aviador Clásico $1,900 mxn
Comprar
+
Lentes de Sol $1,924 mxn
Comprar
+
Lentes Lob $399 mxn
Comprar
+
Lentes 24seven $400 mxn
Comprar
+
Lentes 24seven $400 mxn
Comprar

Este verano las opciones que tenemos para lentes de sol son prácticamente infinitas. Antes sólo teníamos dos opciones: los de aviador (que se han convertido en todo un clásico y que todos deberíamos tener al menos un par) y los sports, que honestamente no son los más cool que hay. Pero, cómo ya mencionamos, las opciones para lentes

de sol han aumentado conforme pasan los años y para este 2017 no hay excusa para no tener un par. Sí aún dudas sobre cuáles son los mejores para ti, puedes decidirlo de acuerdo a tu cara. Hay cuatro tipos de cara: redonda, ovalada, diamante (o corazón) y cuadrada. Para conocer la tuya basta con que a una foto en la que salgas de frente, le dibujes el contorno.

Utiliza lentes que tengan ángulos y evita los redondos por completo, es decir que tus lentes generalmente serán divertidos. Utilizar texturas y degradados también es una muy buena idea.

Quiere decir que tienes una frente ancha, y una mandíbula de casi el mismo tamaño. El tip para ti es el opuesto al anterior: usa lentes redondos y con curvas, de otra forma tu cara se verá demasiado pequeña y angular. Lentes con bordes metálicos te pueden funcionar bien y con armazones delgados.

Sí tú tienes este tipo de cara debes intentar que los lentes sean más anchos abajo que arriba, así vas acentuar la forma de tu cara. También evita colores muy oscuros porque pueden cortar tu cara. Busca lentes tipo aviador o angulosos y sácale provecho a tu cara.

Felicidades, es el tipo de cara que todo le va bien. Sólo tienes que tener cuidado con los modelos que son demasiado estrechos. Fuera de eso tu único problema va a ser tener muchas opciones.

Ahora que ya sabes que tipo de lentes te quedan mejor, consigue el par que más te guste y mejor quede contigo. Además de forma, las opciones de colores son infinitas. Recuerda que mientras haya sol, hay excusa para utilizar un par.